Con la llegada del frío tenemos más presente las deficiencias energéticas y la necesidad de tener la vivienda bien aislada. Es muy importante saber los puntos de la casa por los que se filtra el frío, así podremos ahorrar energía y también ganar confort.

El 7% del calor se escapa por el suelo

Esta es una superficie que siempre está en contacto con nosotros, si la temperatura del suelo es la adecuada será mucho más fácil lograr una sensación confortable. Si además, en casa hay niños con más razón necesitamos que el suelo tengo buena temperatura porqué pasan mucho tiempo jugando en esta superficie.

El 30% del calor se pierde por el tejado

Esta es la superficie más expuesta a las condiciones meteorológicas, pues será muy necesario que tenga un buen aislamiento.  Además, si vives en un bloque de pisos pero tu vivienda no es la última, la humedad y el frío entran en el edificio y acaban llegando al resto de viviendas. Por lo que vemos, que será de gran importancia que el tejado esté en buenas condiciones.

El 25% del calor se escapa por las ventanas, paredes y puertas con mal aislamiento

No sólo por el tejado se pierde gran parte del calor. Las ventanas, paredes y puertas también aguantan el choque térmico del exterior. Que las paredes estén bien aislada y las ventanas y puertas bien colocadas, selladas y que cierren correctamente es muy importante para que no se filtre el calor.

Las mejores ventanas para soportar el frío son las de doble cristal, pueden reducir hasta en un 25% la pérdida de calor.

Desde Durmi os damos una serie de consejos para ganar confort en casa:

  • Ventilar la vivienda por la mañana para evitar humedad.
  • Cubrir el suelo con alfombras para que se escape el menor calor posible.
  • No tapar los radiadores con muebles para que no hagan de barrera.
  • Utilizar cortinas gruesas puede ayudar a aislar la casa.
  • Abrir cortinas y persianas para aprovechar el sol.